Una vez más, Junior pierde a Teo cuando más lo necesita

La derrota contra Palmeiras como local en el inicio de los grupos de la Conmebol Libertadores reduce su límite de errores. Ante San Lorenzo, será baja su máximo referente.

399056
False

Tiene tanta categoría que le basta con 10 minutos de pelota al piso, entrar y salir del área, sacar una asistencia en espacio reducido o picar la pelota para definir y anotar cuando hay angustia encima.

Teófilo Gutiérrez sabe demostrar con su fútbol que su corazón es juniorista. Cumplió su sueño de ser campeón del fútbol colombiano y eligió quedarse esta temporada pese a que lo tentaron con regresar al fútbol argentino.

La traición de su temperamento también estalla cuando el equipo más lo necesita. El debut en la Libertadores contra los brasileños lo condenó. Cuando pudo buscarse espacios con su movilidad cerca del área eligió castigar con faltas fuertes a Miguel Borja. Una patada a su compañero de Selección Colombia le costó la primera amarilla a los 44 minutos.

Luis Díaz se quedó solo en su intento por el empate. Teo eligió pegar antes que asociarse y en una jugada de ataque recibió la doble amarilla por otra falta innecesaria cuando faltaban 15 minutos.

Su condición de mito en Junior le entrega una inmunidad que le permite el perdón de los hinchas. Sin embargo, lo sufrirán sus compañeros que este miércoles visitan a San Lorenzo en Buenos Aires por la segunda fecha del Grupo F.

Con la necesidad de ganar, necesitan de la personalidad de Gutiérrez que suele crecerse en este tipo de partidos. El chileno Matías Fernández demostró que aún está para asumir responsabilidades en el equipo.

Teo lo verá a la distancia. El campeón del fútbol colombiano lo extrañará. Su alma es rojiblanca, aunque tiene las marcas de las siete expulsiones que acumula con esa camiseta. Prefirió quedarse, aunque por momentos sus actitudes lo acerquen más a la ausencia.

Deja tu comentario